Tarta de cumpleaños de chocolate y calabacín (sin huevo y sin lácteos)


Pastel de calabacin (Ruffle Cake)

Pastel de calabacin (Ruffle Cake)

Hoy estamos de celebración! Un jurado profesional de Canal Cocina ha elegido La Receta de la felicidad como mejor blog de cocina 2012 en la categoría diseño. Sé lo que estáis pensando, y sí, el jamón que les envié probablemente tuvo algo que ver 😛 Ahora en serio, como comentaba en Facebook hace unos días, en un blog hay dos elementos esenciales: quien lo escribe, y quienes lo leen, así que este premio es tan vuestro como mío, ya que sin vosotros está claro que hoy no estaría aquí. O estaría aquí hablando sola, lo que sin duda me convertiría en una loca… así que muchisísimas gracias a todos por estar ahí día a día y hacerme pasar por una persona normal! El premio consiste en la grabación de un programa que se emite en Canal Cocina… si no ocurre ningún imprevisto durante la grabación (tipo morir de nervios, o envenenar al cámara con alguna de mis recetas), lo veréis el año que viene!

Y también estamos de celebración, porque me escriben muchas mamás pidiendo recetas para sus hijos que tienen algún tipo de alergia o intolerancia alimentaria. En concreto últimamente me han escrito varias personas para pedirme recetas sin huevo y sin lácteos. Preparar galletas o bizcochos sin lácteos o sin huevos es bastante sencillo. El problema está en encontrar una receta que no lleve ninguna de las dos cosas. Después de varios experimentos, de leer muuuuuuuuuchas recetas, de estar a punto de morir envenenada con unas galletas hombrecillos verde que hice con aguacate… tachán! Por fin tengo una receta riquísima para compartir con ellas. Y por supuesto, con vosotros, porque de verdad merece la pena probar este bizcocho de chocolate y calabacín en cualquiera de sus variantes… estoy deseando que lo hagáis y me contéis qué os parece!

En resumen, como os decía, las recetas de hoy no llevan huevos, ni lácteos. El bizcocho de chocolate y calabacín sin más está delicioso, y resulta bastante sano: su principal ingrediente es calabacín, no lleva mantequilla, y el contenido graso es bastante bajo. Con la cobertura de chocolate, se convierte en un postre increíblemente bueno (lo llevé al parque, y desapareció la bandeja entera… y dos vecinas lo prepararon ese mismo fin de semana) Eso sí, en las versiones tarta y cucpake, por primera y puede que por última vez en el blog, voy a publicar una receta que lleva margarina o Crisco, que en general procuro evitar en todos los productos que consumimos en casa. Pero me apetecía que esos niños que no pueden tomar lácteos pudiesen disfrutar de un postre especial para un día especial y por eso comparto estas recetas… recomendando eso sí su consumo esporádico, y sustituir la margarina por mantequilla si no hay problemas de intolerancias/ alergias.

Os dejo con ya con las cuatro recetas, que no son más que variaciones sobre un mismo tema: bizcocho de chocolate y calabacín, pastel de
chocolate y calabacín
(mi versión favorita de la receta sin duda!), tarta de cumpleaños de calabacín y chocolate, y cupcakes de calabacín y chocolate. Las he publicado por separado para no hacer un post excesivamente largo, y que a la hora de imprimir podáis hacerlo por separado… Espero que os resulte más cómodo de esta manera


Pastel de calabacin (Ruffle cake)

El bizcocho de calabacín listo para decorar

Pastel de calabacin (Ruffle cake)

Damos una capa de crema al bizcocho

Pastel de calabacin (Ruffle cake)

Esta es la boquilla que he usado para decorar la tarta


Pastel de calabacin (Ruffle cake)

Pide un deseo y sopla…

Pastel de calabacin (Ruffle cake)

… se ha cumplido?


{Tarta de cumpleaños de calabacín (Ruffle cake)}

Preparación: 30 minutos

Cocción: 40 min

Raciones: 2 mini tartas (unas 16 personas)

Ingredientes:

Preparación

  1. Una vez listo y frío el bizcocho (puede prepararse el día antes), comenzamos preparando la crema de chocolate
  2. En un bol amplio, batimos la margarina con la sal, y la manteca vegetal Crisco hasta que esté esponjoso. Añadimos el cacao, y el azúcar, y batimos de nuevo. Vamos agregando el agua de cucharada en cucharada, viendo si necesita más o no. (en general, con 2 cucharadas bastará). En cualquier caso, si queda una mezcla demasiado líquida, añadimos más azúcar. Si por el contrario, está demasiado sólida, añadiremos más agua, siempre de cucharada en cucharada.
  3. Con una espátula damos una primera capa de crema de chocolate al bizcocho, muy fina, que servirá únicamente para fijar, y que se oculten las imperfecciones del bizcocho
  4. A continuación, ponemos una punta de pétalo (Ver foto) en una manga pastelera, y la llenamos con la crema de chocolate
  5. Con la parte estrecha de la punta de pétalo hacia afuera, y la gruesa tocando con el bizcocho, vamos haciendo movimientos en zigzag apretando la manga, empezando por la parte inferior del bizcocho, y acabando por la superior. Vamos haciendo filas de zigzag hasta cubrir toda la tarta. Mis capas están demasiado separadas, queda más bonito si quedan más juntas. Tenéis aquí un vídeo aquí de cómo hacerlo (en inglés, pero se entiende perfectamente). Si os equivocáis, no pasa nada, retiráis la fila que está mal con una espátula, y la repetís. Es importante que al hacer los volantes, estos queden pegados al bizcocho, porque si no esa fila se despega y se cae (que tampoco pasa nada, salvo que se le caiga encima a tu suegra que lleva vestido nuevo cuando se lo estás sirviendo. Me lo ha contado una amiga)
  6. Conservamos la tarta en el frigorífico hasta su consumo, y sacamos una hora antes de servir

NOTAS:

  • Los platos de minitarta, que sé que me vais a preguntar, no son platos de tarta realmente: se trata de un cuenco puesto al revés, con un plato de postre colocado encima, gracias a este truquito que aprendí en el blog de Bea Roque. Los cuencos y los platos son de My Home Style, como la mayor parte del menaje que uso en el blog
  • Si tienes opción, porque no hay problemas de alergias y/o intolerancias, usa mantequilla en lugar de margarina y Crisco: sabe mejor y es más saludable
  • Si no tienes Crisco, puedes preparar la crema solo con margarina, pero no quedará tan firme, y los volantes tenderán a fundirse. Si la haces solo con margarina, es importante que el bol donde batas esté muy frío, y que trabajes deprisa procurando calentar lo menos posible la crema con las manos
  • No he rellenado la tarta porque he pensado que ya llevaba bastante cantidad de materia grasa por fuera. Si quieres hacer una tarta de capas, tienes un paso a paso en esta otra tarta de chocolate que preparé para el cumpleaños de Jorge
  • Si has preparado esta receta, y quieres enviarme una foto y tus comentarios para que los publique en el blog, por favor hazlo a través de este formulario .
  • Puedes seguir las novedades del blog a través de Facebook, o Twitter, o suscribiéndote aquí para recibir las recetas en tu mail

Autora : Sandeea Cocina


No hay ningún comentario... ¿te vas a ir sin decirme nada?

Habla ahora o calla para siempre

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *